Alimentación de la Cerda Reproductora

Estrategias de Alimentación para la cerda Reproductora

La cerda moderna se caracteriza por tener el potencial de llegar a tener una alta productividad, sin embargo para que esto sea una realidad entran en juego diversos factores y uno de ellos es la alimentación.

Todos los que estamos involucrados de alguna manera en la producción porcina debemos saber que el 80% del costo de producción está influenciado por el alimento, es decir si alimentamos responsablemente a nuestros cerdos es muy probable que tengamos el control del 80% del costo de producción.

La rentabilidad de los alimentos

El autor inglés John Gadd, comenta en uno de sus artículos en la revista Pig International, después de recorrer el mundo durante 5 años y conocer 14 mega empresas, 116 granjas, 7 empresas comerciales, 6 universidades y 4 empacadoras, ha observado que los problemas de los porcicultores se repiten; 3 de los problemas más comunes tienen que ver con la alimentación y son los siguientes:

  • Pobre o escasa medición de resultados
  • Falta de comprobación del alimento
  • Comprar el alimento por precio barato, no por rentabilidad

Además de la calidad del alimento debemos implementar estrategias y programas de alimentación que nos permitan tener los rendimientos deseados.

Alimentación de la cerda de Reemplazo

El manejo alimenticio de las cerdas de reemplazo es muy importante, pues debemos recordar y tener presente en todo momento que estamos preparando las futuras reproductoras.

Dependiendo de la tasa de reemplazos y las prácticas de sacrificio de la granja, las camadas del primer parto representan una porción importante de las camadas paridas anualmente. En un hato que tenga una tasa de reemplazo anual del 45% y 2.3 camadas/cerda/año, casi un cuarto de todas las camadas paridas serán de cerdas primerizas.

Por lo tanto, el poner énfasis en el desarrollo correcto y la introducción de los reemplazos podrá impactar en términos de rendimiento y productividad del hato reproductor.

Las cerdas deberán alimentarse para alcanzar un peso de 120 a 145 kg a los 210 a 225 días de edad. Las dietas deberán ser diseñadas para permitir una ganancia de peso adecuada para alcanzar este peso y proveer nutrientes para el desarrollo estructural, de huesos, y aparato reproductivo.

Los reemplazos deberán alimentarse a libre acceso hasta las 20 semanas de edad, con un programa alimenticio para cerdos de engorde, después de las 20 semanas de edad se deben alimentar con una dieta para cerdas de reemplazo.

La dieta ofrecida deberá permitir una ganancia corporal de aproximadamente 625 a 650 gramos de ganancia diaria. La tasa de ganancia de peso puede ser alterada para alcanzar el peso y la edad recomendados mediante ajustes en la tasa de alimentación y/o el nivel de energía en la dieta. El consumo diario esperado debe ser de aproximadamente 2.27 a 3.2 kg por cerda.

Una dieta formulada para cerdas de reemplazo deberá cubrir los siguientes puntos

Energía Metabolizable

3000-3300 kcal/kg

Lisina total

0.70 – 0.80%

Lisina digestible

0.55 – 0.65%

Proteína

14 – 16%

Calcio

0.80 – 0.90%

Fósforo total

0.65 – 0.75%

Fósforo disponible

0.45 – 0.55%

Tabla 1 (Tomado de la guía alimenticia de Neweshan Choice Genetics)

Los niveles de vitaminas y minerales traza para el desarrollo de las cerdas deben ser similares a los de la dieta de gestación. Las dietas deberán ser formuladas para contener biotina, ácido fólico y colina, los cuales generalmente no se incluyen en las dietas de finalización.

Si las cerdas de reemplazo están teniendo un exceso de peso o están ganando peso muy rápido, el nivel de energía en la dieta debe reducirse agregando ingredientes altos en fibra y bajos en energía.

Alimentación de la cerda en Gestación

El tener las cerdas en gestación con una condición física apropiada, puede ayudar a mantener o mejorar la productividad de las mismas. Las cerdas que tengan una condición física adecuada consumirán alimento más fácilmente en la lactancia. También serán menos susceptibles a sufrir de estrés calórico y en general el consumo de alimento en el hato podrá verse reducido. El mantener una condición corporal adecuada de manera consistente en todo el hato reproductor, ayudará a reducir el trabajo y los requerimientos de manejo, y mejorará la consistencia de los lechones destetados cada semana.

Las cerdas que tengan un sobrepeso son más propensas a padecer las siguientes condiciones:

  • Problemas al momento del parto
  • Fatiga uterina y partos más largos
  • Tasas de distocia y retención placentaria más altas
  • Aumento potencial en las tasas de infecciones uterinas
  • Aumento en el número de momificados especialmente en camadas grandes
  • Tasas de mortalidad más altas en cerdas con partos problemáticos y estrés calórico
  • Bajo consumo de alimento en la lactancia
  • Un crecimiento de los lechones más bajo durante la lactancia
  • Lechones destetados con pesos más bajos
  • Problemas para que las cerdas alcancen un consumo adecuado de alimento después del parto
  • Pérdida excesiva de peso durante la lactancia
  • Pérdida excesiva de grasa dorsal debido a un bajo consumo de alimento
  • Pérdida excesiva de tejido muscular debido a un bajo consumo de alimento
  • Cerdas débiles al destete
  • Intervalos destete-servicio más largos
  • Tasas de sacrificio más altas debido a un pobre desempeño reproductivo
  • Las cerdas que presentan sobrepeso tienen más dificultad al momento de echarse o levantarse en la jaula de maternidad.

 

Las cerdas demasiado delgadas son más propensas a presentar las siguientes condiciones:

  • Heridas en los hombros desarrolladas durante la lactancia
  • Las cerdas que estén demasiado delgadas al momento del destete tardarán más tiempo en presentar el celo
  • Las cerdas débiles durante la lactancia son más propensas a sufrir lesiones y tendrán menos probabilidades de recuperación
  • El peso de los lechones al nacimiento se verá impactado negativamente
  • Estas cerdas no tienen reservas corporales adecuadas para mantener la producción láctea durante periodos de estrés calórico o fiebre
  • Si el consumo de alimento durante la lactancia es limitado, los pesos de los lechones al destete se verán reducidos
  • El tamaño de la camada siguiente también se verá reducido

 

El proceso de mantener el hato reproductivo con una condición corporal adecuada y uniforme es la clave para obtener una productividad alta y de manera consistente en el mismo.

El mantener la condición corporal de las cerdas para optimizar el consumo de alimento en la lactancia y así maximizar el peso de los lechones al destete y mantener a las cerdas con una adecuada cantidad de grasa dorsal al destete y  al momento del servicio, son los factores claves que los encargados de área deberán dominar.

Existe un método tradicional comúnmente utilizado por los encargados para evaluar  la condición corporal de las cerdas y así ajustar los niveles de alimento ofrecidos, el cual se basa en calificar la condición de las cerdas de manera subjetiva en base a 5 calificaciones. A las cerdas demasiado flacas se les debe ofrecer más alimento, mientras que a las cerdas demasiado gordas se les debe dar menos alimento con la finalidad de que alcancen una condición corporal de 3, de acuerdo a los objetivos de la granja.

Consideraciones generales

  1. Se debe hacer una evaluación de la condición corporal de la cerda en todas las fases de la producción. Un procedimiento muy efectivo es evaluar la condición corporal cuando las cerdas cuando entren al área de maternidad, cuando sean destetadas, en gestación temprana y en gestación tardía
  2. Las cerdas deben ser evaluadas en tiempos previamente establecidos durante el ciclo de producción. Los días específicos de evaluación deberán ser los siguientes: 35, 70, y 100 de la gestación. Los días utilizados para la evaluación deberán coincidir con un ajuste en los comederos y cambios en los niveles de alimento ofrecido diariamente.
  3. El tipo corporal de cada cerda deberá ser tomado en cuenta. La masa muscular no deberá confundirse con los niveles de grasa dorsal.
  4. Las cerdas que no cumplan con la condición corporal ideal, no deberán ser alimentadas para que la alcancen   rápidamente. Los ajustes de alimento correspondientes deberán hacerse durante todo el periodo de gestación.
  5. Los ajustes a los comederos para cambiar la condición corporal de las cerdas se deberán hacer de manera práctica para cada grupo semanal durante el periodo de gestación.

 

Alimentación de las Cerdas en Lactancia

La alimentación de las cerdas en la lactancia se ha descrito como ambos, un arte y una ciencia. El arte es el lado de la cría de los cerdos u entender las señales que las cerdas nos brindan por medio su patrón de consumo y su comportamiento. La ciencia es el intento, por medio de prácticas de alimentación y formulación de dietas, de cubrir los requerimientos nutricionales de los animales durante un periodo crítico.

La lactancia es la fase más demandante del ciclo reproductivo de la cerda. La demanda de nutrientes para la producción de leche representa una carga metabólica enorme en la cerda. Las personas encargadas de la maternidad deberán trabajar de manera continua para minimizar esta carga por medio de la maximización del consumo alimenticio durante la lactancia.

Un área que normalmente se sobreestima en la nutrición es el consumo de agua y su disponibilidad a través del ciclo de vida de la cerda. El consumo de alimento está directamente ligado al consumo de agua. Las tasas de flujo de agua y la posición de esta en la jaula de la maternidad tienen un impacto en el consumo de agua, lo cual impacta de manera directa el consumo de alimento, la producción láctea y la ganancia de peso de la camada.

El programa de alimentación deberá cubrir los requerimientos de mantenimiento de las cerdas, los cuales incluyen la nutrición para la actividad normal y la síntesis de tejido nuevo post-parto. Además, la nutrición debe cubrir los requerimientos para la producción láctea y su salida.

El consumo esperado durante la lactancia cambia entre los meses de invierno y de verano. En los meses de calor se requiere de un manejo de las instalaciones y de prácticas innovadoras para maximizar el consumo en la lactancia. Por ejemplo, durante el tiempo de calor, el consumo de alimento se puede estimular alimentando a las cerdas en las horas más frescas del día.

Normalmente, alimentar a las cerdas más veces al día ayudará a incrementar el consumo. Ofrecer alimento 4 veces al día ayuda al personal de la maternidad a observar a los animales con mayor frecuencia y fomenta el consumo de alimento como resultado de estimular a las cerdas a pararse y estar activas. Esta práctica también ayudará a que las cerdas tengan siempre alimento fresco.

En la cerda primeriza debidamente alimentada y manejada, la producción láctea alcanzará sus niveles máximos una semana después del parto. La alimentación en la maternidad debe ser manejada con el fin de incrementar el consumo de alimento rápidamente después del parto.

Factores que Afectan el Consumo de Alimento en la Lactancia

  •     Condición Corporal

Las cerdas gordas comen menos alimento que aquellas que tienen una condición de número 3

  •   Número de veces que se les ofrece alimento en el día

La alimentación frecuente (o múltiple) incrementa la cantidad total de alimento consumido.

  1. 3.    Temperatura de la sala

Temperaturas por encima de los 22 C disminuyen el consumo.

La temperatura óptima de la sala para tener a las cerdas e confort oscila entre los 18 y 22 C.

  • Calidad del alimento

Las micotoxinas disminuyen el consumo. Las tolvas y el sistema deben limpiarse mensualmente con el fin de prevenir la formación de hongos.

  •   Manejo de los comederos y el agua

El exceso de agua debe ser removido de los comederos antes de servir el nuevo alimento.

El alimento húmedo se agría, por lo que debe ser retirado para asegurar un buen consumo.

 

Tagged As: ,

5 Responses to “Alimentación de la Cerda Reproductora”

  • jose castilla A on 5 noviembre, 2014

    estoy implementando la cria de cerdo, necesito los precios de los alimentoya que quiero comercializarlos.

  • angelica perez on 27 enero, 2014

    quisiera saber de donde se saco esa informacion pues estoy haciendo mi tesis y me guato asi que quisiera saber las fuentes mil gracias espero una pronta y positiva respuesta

  • jairo d moreno q on 14 enero, 2013

    alimentar con puro maiz a los cerdos en todas sus etapas es bueno o malo, por favor que alguien me oriente, ya que en la zona donde estoy es lo que mas se consigue. gracias.
    tlf. 0414-1266215

  • dnl on 22 octubre, 2012

    en realidad si es verdad que para tener un buen desarrollo en una granja porcina se debe ser eficiente, es por eso que cada vez que visito este sitio web aprendo algo mas y asi voy mejorando la produccion en mi granja cada vez mas aunque recien este comenzando.

  • martha on 30 septiembre, 2012

    Es que definitivamente para que las cosas salgan bien requieres esfuerzo. Si queremos alimentar cerdos o cualquier otro animal debemos adquirir unas condiciones básicas al menos que nos ayudaran con este proces y entre mejor lo hagamos pues se verá reflejado en los animales, por ejemplo en http://www.agronet.gov.co/BibliotecaDigital.html encontré algunos tips.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

  • 6 Videos Gratis